Riego por surcos

La estrategia del riego por surcos es muy empleada por los profesionales de la jardinería ya que la consideran muy efectiva. Por surcos se puede entender a las hendiduras que se realizan en la tierra para dar un paso al agua, por debajo de la superficie en la que está ubicado el cultivo.

Cuando se tapona el extremo del surco se conseguirá retener el agua todo el tiempo necesario para poder obtener un riego deseado. La elaboración de este procedimiento es muy sencillo y los resultados son completamente óptimos, por este motivo, muchos expertos optan por él por sobre otros métodos que pueden ser por ejemplo el riego por inundación.

Jardineria

La sugerencia de esta técnica es en los cultivos que son muy sensibles al exceso de humedad por el contacto directo del agua sobre los tallos de las plantas que se desean plantar.

Se puede comparar este estilo con el riego por inundación, aunque se realiza de una forma más concentrada por los surcos creados desde la parte de las raíces y hacía arriba para evitar los daños que el agua puede llegar a producir en su contacto directo sobre los tallos de las platnas que se desean cultivar.

Hay que destacar la forma de los surcos que generalmente suelen ser de V o de U y la dimensión de los mismos puede variar de 25 a 80 centímetros de altura. Esto depende siempre del tipo de suelo y de la maquinaria que se vaya a emplear.

Cuando el fruto es pegado al suelo, como pueden ser los melones, las calabazas, los tomates, se suele observar este tipo de riego. También se lo suele ejecutar cuando la plantación se hace en hileras como sucede con el maíz, las patatas, la remolacha, la lechuga, entre otros tantos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >

ACEPTAR
Aviso de cookies