Un árbol de Navidad en el jardín

Un árbol de Navidad en el jardín

Ahora que se acercan las fiestas hemos querido hacerte una propuesta diferente: ¿Qué te parecería plantar un impresionante árbol de Navidad natural en tu jardín o terraza? Nos referimos al abeto rojo, una conífera de hoja perenne que puede llegar nada menos que a los 50 metros de altura, aunque no te preocupes porque llegue a estas dimensiones ya que es de crecimiento muy lento.

La silueta cónica de estos árboles con tronco grueso los convierte en una de las variedades ideales para ser el símbolo de las celebraciones navideñas, a la vez que uno de los elementos más bellos de tu jardín. Su copa es muy densa y sus hojas llaman la atención por su color verde oscuro brillante.  

A pesar de que tiene muchas aplicaciones en jardinería, en España el abeto rojo es el que más se utiliza como árbol de Navidad. Incluso ha dado lugar a algunas variedades enanas. Para que crezca correctamente debes situarlo en una zona de tu jardín a pleno sol o a semisombra y en un suelo profundo y húmedo, da igual que sea calizo o ácido. Ten también en cuenta que es sensible tanto a las heladas tardías como a la sequía propia del verano y que la especial distribución de sus raíces lo convierte en un ejemplar poco resistente a los grandes vientos.

Si quieres reproducir un abeto rojo debes saber que estos árboles se multiplican tanto por esqueje como por semillas. Si optas por este último método puedes usarlo en otoño o dejarlas estratificadas en invierno y sembrar las semillas en primavera. Algunas variedades incluso dan buena germinación sin necesidad de su estratificación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.